MBWA – El método de gerenciamiento que apunta a las líneas no trazadas en el organigrama

MBWA – El método de gerenciamiento que apunta a las líneas no trazadas en el organigrama

Generalmente los objetivos, metas, descripción de tareas y funciogramas están dirigidos a tener una visión de las labores que se llevan a cabo dentro de la empresa y por las cuales los empleados, gerentes, etc., serán evaluados.

Ahora bien, este sistema, que no es nuevo y se inauguró en el Sillicon Valey en los 80, le pega justo las líneas no trazadas en los organigramas. El saber como están las cosas básicamente por el CEO o directivos de alto nivel mediante la observación in situ de como está el clima y como se están haciendo las cosas, es una herramienta poderosa y aún poco usada en las latitudes de sudamerica.

Les recomiendo este artículo para generar nuestra propia discusión:

Carlos es gerente del área de contabilidad en una empresa líder en tecnología. De un total de 40 colaboradores, Carlos sólo sabe el nombre de cuatro personas a su cargo, las cuales conforman su equipo de trabajo; para Carlos, ellos son los encargados de ver y reportar. Rara vez sale de su oficina y, sólo en la fiesta de fin de año, suele convivir con ellos.

En Argentina, siete de cada diez directivos son como Carlos, sin embargo, el rumbo de la gestión de capital humano está cambiando de manera drástica para empresas de gran tamaño y prestigio a nivel internacional y en ese escenario se circunscribe el Managing By Wandering Around, un concepto conocido en los RRHH como “The HP Way”.

Esta forma de gestionar al capital humano nació de los fundadores de Hewlett Packard, William Hewlett y David Packard, los cuales aseguraban que no había forma más segura de llevar bien una gerencia que conociendo a tu equipo de trabajo, haciendo preguntas y aportando soluciones.

Luego de que Tom Peters publicara su legendario libro “En busca de la excelencia”, el MBWA se hizo inmensamente popular. Y es que existen grandes autores que hablan sobre la gerenciain situ (en el lugar).

Un término parecido es también atribuido al gurú del management Kenneth Blanchard, que ha hablado sobre cómo ´un minuto de gerenciamiento´ puede contribuir al compromiso del equipo. El autor argumenta que un minuto de reconocimiento por un buen trabajo realizado en el momento, puede aportar mucho al desarrollo y enriquecimiento de una cultura de gestión basada en el equipo.

Sin embargo, el MBWA es un concepto diferente, tanto en orientación y enfoque, al resto de teorías en gestión de capital humano. Esta tendencia, señala el experto, se basa en la participación y la penetración en tu equipo de trabajo, “Es como tener al “líder” en el taller, involucrándose en el negocio y, a su vez, conociendo a cada uno de los integrantes de su equipo de trabajo, es una relación uno a uno”. 

Los objetivos principales del MBWA son tres:

Permanecer conectado con su equipo, ya que conduce a una mayor confianza.

Comprometerse realmente con el equipo, escuchar sus argumentos, bríndele sus propios argumentos creativos e intercambiar ideas, siempre que sea necesario.

Tener una actitud abierta hacia la gestión de equipos.

Este método de gestión de capital no sólo ha sido implementado por empresas prestigiosas  e inspiración de escritores talentosos, también ha servido como tema central de en reality shows que han demostrado su efectividad en el manejo de los colaboradores.

Nos referimos al reality show de Undercover Boss, tema original reproducido en Inglaterra y el cual ha sido adaptado en diversos países. En este programa el director de una empresa entra de incognito a su fábrica, desempeñando papeles similares a los de sus colaboradores en áreas donde han reportado alguna problemática significativa. El resultado: una mejor comprensión de su empresa, apertura de dialogo con los trabajadores y solución a los problemas encontrados.

Las compañías que quieran implementar el MBWA deben estar estructuradas de manera en que se fomente una cultura abierta, el enfoque “Jefe/Empleado” debe dejar de existir.

Las empresas no necesitan nuevos procesos o cambios tecnológicos sino más bien un cambio en el estilo de trabajo orientado a un enfoque basado en el equipo. Valoramos el balance vida laboral y vida personal y los fines de semana son usualmente destinados a la familia. Por lo tanto, el MBWA funcionará si durante la semana laboral la organización flexibiliza sus objetivos y le permite a los gerentes y equipos trabajar discutiendo de manera informal los patrones de trabajo y resultados esperados. El foco debe estar puesto en el diálogo y el intercambio de ideas del que resulte la toma de decisiones  “in situ”, en ese momento y lugar.

A continuación, los cinco pasos que te ayudarán a implementar el MBWA en tus organizaciones:

¿Crees que el MBWA podría ayudar a mejorar los procesos en tu empresa? ¿Lo implementarías? ¿Por qué?

 

Fuente: www.altonivel.com.mx

Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *